T ambién denominada Samasthitti. Tada significa montaña y Asana significa postura; Sama significa erguido y Shitti estable.

Es la primera postura de pie en la práctica de yoga y una de las más importantes, ya que la alineación que debemos mantener en esta postura nos da las indicaciones que muchas de las demás posturas deberán tener. Nos otorga alineación vertical, lo que modifica la estructura de nuestro cuerpo, influyendo en mandíbulas, espalda, caderas, rodillas y pies. Si aprendemos a mantenernos bien alineados de pie, influiremos en las demás estructuras del cuerpo. Tadasana es la postura natural del cuerpo cuando está de pie.

Las personas no prestan atención al método correcto de estar de pie. Algunos se paran con el peso del cuerpo tirado solo en una pierna, o con una pierna vuelta completamente de lado. Otros soportan todo el peso en los talones, o en los bordes internos o externos de los pies. Esto se puede notar observando dónde se desgastan las suelas y los talones de los zapatos. Debido a nuestros pies defectuosos, adquirimos deformidades específicas que dificultan la elasticidad de la columna. Incluso si los pies se mantienen separados, es mejor mantener el talón y el dedo del pie en una línea paralela al plano medio y no en ángulo. Mediante esta postura, las caderas se contraen, se estira el abdomen y se adelanta el pecho. Uno siente luz en el cuerpo y la mente adquiere agilidad. Si nos paramos con el peso del cuerpo tirado solo sobre los talones, sentimos que el centro de gravedad cambia, las caderas se sueltan, el abdomen sobresale, el cuerpo se cuelga hacia atrás y la columna siente la tensión y, en consecuencia, pronto nos sentimos fatigados y la mente se vuelve opaca. Por lo tanto, es esencial dominar el arte de pararse correctamente.

B.K.S. Iyengar

 

 

CÓMO PRACTICARLA

 

Colócate al inicio de la esterilla de pie, con los pies juntos, tocándose los dedos gordos de los pies y los talones, o con los pies separados en el ancho de las crestas ilíacas, en alineación con las rodillas y el tobillo central. Abre y separa bien los dedos de los pies, sintiendo bien apoyada la planta de los mismos. Mantén el peso repartido entre los dos pies, y sobre las plantas y los talones.

Extiende las piernas verticalmente hacia arriba, manteniéndolas firmes y fuertes.

Moviliza el coxis y el sacro hacia delante y hacia arriba, y a continuación estira la columna y el tronco hacia la vertical. Comprime la cintura alargándola hacia arriba, creando espacio entre la pelvis y las costillas.

Baja los hombros en dirección a los homóplatos. Y relajalos.

Ensancha la caja torácica separando las costillas entre sí.

Alarga el cuello alejando la cabeza de los hombros.

Deja caer los brazos colocando las manos en dirección a los muslos.

 

 

BENEFICIOS

 

Contibuye a mantener una adecuada postura de pie.

Equilibra y alinea la estructura del cuerpo, regulando la línea de la gravedad en el mismo.

Ayuda a mantener una correcta alineación en las demás asanas.

Mejora la postura natural de la columna, equilibrando sus curvaturas naturales.

Manteniendo el peso de las piernas repartido adecuadamente, contribuye a borrar las deformidades de las mismas.

Dirige la mirada hacia el frente, lo que nos permite una calma mental natural, y la sensación de estabilidad y capacidad de afrontar las situaciones de la vida de una manera más natural.

La adecuada postura de pie, ayuda a que el cerebro se sitúe de manera natural en un lugar adecuado.

 

 

Om Shanti.